jueves, 8 de septiembre de 2011

Laboratorios urbanos sin personas. Del barrio alemán en Utah a la Ciudad smart en Nuevo Mexico


Hace tiempo leí Ciudades muertas. Ecología, catástrofe y revueltas. Algunas de las historias que detalla Mike Davis son espeluznantes, especialmente en todo lo que tiene que ver con la utilización del desierto central de Estados Unidos como territorio oculto para la realización de pruebas nucleares. El libro es un compendio de relatos desiguales sobre Las Vegas, Los Ángeles, y contiene también una historia sorprendente. El barrio alemán del desierto de Utah, construido a principios de los años 40 del siglo pasado en el campo de pruebas de Dugway (el libro se puede leer en PDF y el capítulo se titula El esqueleto de Berlín en el armario de Utah):
El suburbio de Berlín más remoto, secreto y huérfano está en el desierto de sal, aproximadamente a noventa millas al sudoeste de Salt Lake City. «El barrio alemán,» como es denominado oficialmente en los mapas desclasificados del Dugway Proving Ground del ejército de Estados Unidos, es el remanente de un gran «barrio condenado» alemán / japonés, construido por la Standard Oil en 1943. Este barrio jugó un papel crucial en el último gran proyecto público del gobierno del New Deal: la incineración de las ciudades del este de Alemania y de Japón.
El gobierno militar estadounidense necesitaba comprobar el efecto mortífero de sus nuevos materiales de guerra que quería aplicar en el bombardeo a sangre y fuego de la Alemania nazi. Era necesario bombardear los grandes núcleos urbanos de población, para romper así el apoyo social de la población hacia el régimen. Atacar ciudades con la mayor capacidad mortífera que fuera posible. Para ello, era necesario disponer de un banco de pruebas,que asemejara los detalles constructivos de las ciudades típicas alemanas en cuanto a distancia entre edificios, materiales de fachada y tejados, tipología de ventanas, etc. El relato de Davis abunda en detalles, algunos aterradores: la contratación de Mendelsohn como director de la construcción, el papel del gobierno británico en el impulso de esta solución de bombardeo a las ciudades alemanas, la construcción de una réplica también de un barrio japonés,...

¿Por qué me ha venido esto a la cabeza? Porque tenía que llegar: ya tenemos el anuncio de una corporación privada dispuesta a construir una ciudad para 350.000 habitantes, pero que no tendrá residentes. Así lo presenta la Pegasus Global Holding. Se trata de construcción una "ciudad" que sirva de laboratorio tecnológico para la experimentación de nuevas tecnologías para la ciudad También en el desierto, por supuesto. No es exactamente la idea de ciudad como laboratorio. Sin habitantes, no hay ciudad. Sin habitantes, no hay inteligencia. Una ciudad experimental para testar en el vacío potenciales tecnologías sólo puede generar soluciones pasivas para los edificios y la infraestructura para las utilities. Que tampoco está tan mal. Pero posiblemente sea mucho más eficaz pensar en modelos de testeo tecnológicos abriéndolos desde el principio a situaciones reales, con personas reales usando, transformando y apropiándose de las posibilidades de la ciudad y sus recursos. La conexión entre ambos proyectos es forzada, pero vale la pena aunque sólo sea como excusa para conocer la historia oculta de las pruebas militares de la Segunda Guerra Mundial, y para dedicar una líneas a algo que es obvio: que la ciudad son personas y las tecnologías son para las personas. Por lo que parece, el proyecto no deja de ser una idea feliz en sus fases iniciales, pero es sintomático.
P.D. En un post de Treehugger en el que se hacen eco del tema, descubro que, por lo visto, en la última entrega de Indiana Jones aparece una ciudad fantasma utilizada también para pruebas nucleares. Me pregunto si Dugway sirvió de inspiración para el guión.

Comparte esta entrada

1 comentario :

  1. Saludos amigo Manu.
    SALVEMOS AL MUNDO, ¡HAGÁMOSLO DE NUEVO!
    Si queremos construir una ciudad experimental que pueda llegar a ser la ciudad sostenible del futuro, debemos llevar su diseño a los extremos que requiere la gravísima situación ambiental y social planteada en el corto, mediano y largo plazo.
    Los grandes males de nuestra “civilización”, a saber, guerras, hambrunas, explotación del hombre por el hombre y destrucción del ecosistema, constituyen una calamidad para las generaciones presentes, y amenazan seriamente la supervivencia de nuestra especie.
    Las soluciones a esta problemática nunca llegarán como resultado de aplicar simples paliativos dentro de un sistema de cosas esencialmente malo.
    Nuestra idea consiste en diseñar un prototipo de sociedad ideal realista y factible, que constituya un vuelco radical a la forma en que nuestras sociedades tratan a las personas y al medio ambiente, representado por una ciudad sostenible y autosuficiente, la cual sería exhibida en forma de maquetas, video juegos, historietas, producciones fílmicas y parques temáticos hasta llegar, de ser posible, a la consolidación de una ciudad-estado con todas sus atribuciones jurídicas. Todas estas acciones irían encaminadas a mostrar un modelo de organización humana a seguir, con el fin de que sirva de base para realizar cambios en el orden mundial establecido hasta que se lograra la instauración en todo el planeta de un estado de bienestar generalizado y permanente.
    Un arquetipo de sociedad como el propuesto poseería, entre otras, las siguientes características : Uso prioritario de materiales y tecnologías de punta amistosos con el medio ambiente; autosuficiencia tecnológica total; limitación del crecimiento económico y poblacional; supresión de la manipulación proveniente de factores de poder económicos, religiosos y políticos; desaparición de toda forma de reverencia entre seres humanos; eliminación del dinero en efectivo; gratuidad total de la salud y la educación; verdadero respeto a las libertades; y democracia real.
    En concreto, la convocatoria es para te decidas a diseñar por tu cuenta lo que consideres el mundo sostenible del futuro y lo compartas con la humanidad, o te unas a nosotros en nuestro sitio web https://elmundofelizdelfuturo.blogspot.com/
    donde estamos trabajando en ese sentido.
    Atentamente, César Emilio Valdivieso París

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...